Historia (Pequeño resumen)

Los íberos fueron los primeros pobladores del Turó de Montcada que construyeron su poblado en este lugar estratégico para protegerse de sus enemigos.

Sobre el año 218 aC., los íberos abandonaron sus poblados para adptarse a la vida y costumbres de los romanos.

 

El castillo de Montcada aparece documentado en el año 1023 como el "catrum de Montekandano" propiedad de los condes de Barcelona, los cuáles lo cedieron a Guillem de MOntcada, comenzaba así, la historia de los señores de Montcada.

 

El castillo de Montcada resistió muchos ataques y fué considerado como inexpugnable, de aquí surgen varias leyendas como cuevas y pasadizos secretos que llegaban hasta Montgat.

 

El rey Joan I en el siglo XIV vendió el castillo de Montcada a los consellers de Barcelona, en el año 1714 por orden del rey Felipe V fué destruido.

 

Desde el año 1134 esta documentada una capilla dedicada a Santa Maria. Con la desaparición del castillo se convirtió en ermita.

 

Enric Sagnier la reconstruyó a principios del siglo XX. Fué abandonada en el año 1926 a causa de la explotación cementera y sus restos desaparecieron en un desprendimiento de tierras en el año 1939.


Actualidad

A finales del siglo XIX el señor Eusebi Güell i Bacigalupi identificó la roca calcárea del Turó para la fabricación de cemento Portland, en el año 1915 se realizó un estudio previo en el que se identificaron rocas calcáreas y de pizarras en el Turó y esto hizo culminar la construcción de la fábrica de cemento que inició la producción el año 1917.

 

A principios de los años 90 se realizaron planes de restauración ambiental en diversas zonas explotadas.

 

Hoy en día la empresa LAFARGE S.A. propietaria de los terrenos del Turó ha realizado una inversión importante para la restauración y conservación de este espacio natural, la ordenación de usos y puesta en valor de este territorio para contribuir a la divulgación de los valores naturales del Turó de Montcada, a la vez de ofrcer a la ciudadania la posibilidad de disfrutar del territorio con una aptitud responsable.